Cork con un presupuesto limitado

Cork city

Desde joyas culturales ocultas en la ciudad hasta acantilados erosionados por el mar y campiñas onduladas, Cork puede ser el lugar ideal para el viajero con un presupuesto limitado

Galería de arte Crawford
Galería de arte Crawford

Choque cultural

Comienza tu recorrido cultural de presupuesto limitado en el Museo público de Cork, donde descubrirás la historia de la ciudad desde los hallazgos arqueológicos de la Edad de Bronce hasta la actualidad. Próxima parada, Elizabeth Fort, una antigua fortaleza militar con increíbles vistas de la ciudad. La entrada es gratuita y las visitas guiadas solo cuestan 3 €, por lo que es una excelente manera de conocer cómo se ha desarrollado la ciudad y cómo vivían sus habitantes hace cientos de años. Para finalizar tu lección de historia, visita el Museo de la mantequilla y ahonda en el comercio internacional de mantequilla, del que Cork se convirtió en un actor clave en el siglo XIX. Las entradas solo cuestan 4 € e incluyen demostraciones de fabricación de mantequilla los martes, jueves y sábados.

Los amantes del arte contemporáneo y de la arquitectura no se pueden perder el Museo Glucksman, situado en los terrenos del University College Cork (entrada gratuita). El Glucksman cuenta con una gran variedad de exposiciones que te sorprenderán e inspirarán, tanto si eres un visitante informal como un experto en arte. Pero si aún buscas más arte contemporáneo, visita el Triskel Arts Centre, que cuenta con una galería gratuita abierta los siete días de la semana. Para los gustos más clásicos, la Galería de arte Crawford cuenta con pinturas y esculturas que datan del siglo XVI, además de exposiciones especiales y su colección permanente. La entrada es, como imaginarás, gratuita.

La Ruta de Sheep's Head
La Ruta de Sheep's Head

Explora al aire libre

Si necesitas un soplo de aire fresco después de todos los museos, Cork ofrece innumerables paseos, jardines y bellos lugares ocultos. Pasea por la orilla del río Lee en Fitzgerald Park y piérdete en un paraíso de caminos bordeados de árboles, vibrantes plantas en flor y esculturas inesperadas. Si continúas a lo largo del cauce del río llegarás a Ballincollig, donde se encuentran los molinos de pólvora reales, ahora convertidos en un tranquilo parque público muy querido por los lugareños.

Si viajas por la Ruta Costera del Atlántico, no encontrarás un lugar en el que estés más próximo a la naturaleza que en la ruta de Sheep’s Head. A lo largo de esta ruta a pie de 200 km, encontrarás círculos de piedra, una antigua mina de cobre, iglesias en ruinas y numerosos pueblos donde descansar y recuperar fuerzas. Haz una parada en el punto más suroccidental de Irlanda, Mizen Head. Aquí puedes descender por los famosos 99 escalones y cruzar el puente de arcos pronunciados hasta la estación de señales de Mizen Head, donde se ofrecen descuentos para grupos y familias. ¡Te retamos a mirar abajo!

Para empezar a explorar el Ancestral Este de Irlanda, dirígete a Cobh, una bella población costera con un bonito puerto que fue la última imagen de Irlanda para muchos emigrantes. Desde aquí puedes ver la isla Spike, una isla pintoresca dominada por Fort Mitchell, un fuerte en forma de estrella que en su día llegó a alojar a 2300 prisioneros, una parte importante de la historia irlandesa por la que merece la pena pagar el precio de la entrada.

Ciudad de Cork
Ciudad de Cork

Cómo moverse

La ciudad de Cork es fantástica para los peatones, pues la mayoría de los lugares se encuentran a poca distancia a pie del centro. Subir las empinadas colinas supone un esfuerzo, pero las vistas merecen la pena. Puedes explorar el centro de la ciudad por ti mismo mediante una ruta autoguiada por los Paseos de Cork o unirte a un recorrido por Cork a pie, un paseo gratuito a través de la historia de la ciudad. Si quieres algo más rápido, el plan de bicicletas compartidas de Cork ofrece un pase de tres días para los turistas por tan solo 3 €.

Los trenes conectan la estación de Kent (a unos 10 minutos a pie del centro de la ciudad) con las zonas turísticas clave, incluyendo Cobh y la isla Fota, y los autobuses circulan por la ciudad con regularidad. Si vas a quedarte un tiempo en Cork, tal vez te convenga hacerte con una Leap Card, una tarjeta de viajes que ofrece descuentos en los servicios de autobús y tren. Para los viajes más largos, puedes comprar el abono turístico Open Road de la compañía Bus Éireann, que te ofrece transporte ilimitado durante tres días.

El Mercado inglés
El Mercado inglés

El sabor de la ciudad

El panorama gastronómico de Cork es inigualable y ofrece numerosas ofertas. Ninguna visita a la ciudad estaría completa sin una excursión al Mercado inglés, que lleva en funcionamiento desde 1788 y ofrece todo tipo de alimentos imaginables. Con una oferta que incluye alimentos cocinados e ingredientes frescos, las decenas de puestos del mercado tienen comida para todos los gustos y bolsillos, desde queso artesanal hasta pasteles y chocolate.

Para disfrutar de un brunch al mejor precio, visita Liberty Grill en Washington Street. Con los ingredientes más frescos procedentes del Mercado inglés, el menú incluye una deliciosa selección para vegetarianos y veganos (y para todo tipo de comensales). Otro lugar para aquellos que llevan una dieta restringida es el Quay Co-op, cuyo menú orgánico no solo ofrece un sinfín de opciones para veganos, sino también recetas sin gluten y sin frutos secos. No encontrarás una comida más sabrosa o saludable si tienes un presupuesto limitado.

Para acompañarla, visita la Franciscan Well Brewery, una fábrica de cerveza artesana que cuenta con una de las mejores terrazas para tomar cerveza al aire libre de toda la ciudad. El Brew Pub cuenta con una gran variedad de cervezas artesanas y sirve cenas las siete noches de la semana, incluyendo la pizza preparada en su horno de leña.

Fuerte Elizabeth
Fuerte Elizabeth

Alojamientos

Nada mejor para un alojamiento económico que un buen hostal, y Cork tiene mucho que ofrecer a los viajeros que deseen alojarse en ellos. Situado en el centro de la ciudad y con habitaciones desde 18 € por noche en un dormitorio de 12 camas hasta 44 € por habitación individual, el Kinlay Hostel es la ubicación ideal para explorar la ciudad. Todo se encuentra a poca distancia a pie y su personal te ayudará a reservar diversos recorridos para explorar el resto del condado.

Si has llegado a Cork para disfrutar de su vida nocturna, el Brú Bar and Hostel es el lugar perfecto. El Brú ofrece música en directo las siete noches de la semana, con descuentos en las bebidas para los huéspedes. Hay habitaciones disponibles desde 20 € por noche, con un 5 % de descuento si reservas con ellos directamente. Si prefieres no salir por la noche, el Sheila’s Hostel ofrece un servicio gratuito de cine en casa, con cómodos pufs y acceso a Netflix. Este hostal solo dispone de habitaciones, con precios a partir de tan solo 16 € por noche.

Airbnb es otra opción popular, que ofrece todo tipo de alojamiento para todos los gustos. Seguro que aquí encuentras lo que buscas, ya sea una habitación en el centro de la ciudad o un refugio junto al río. Si vas a visitar la ciudad en verano, también puedes utilizar las opciones de alojamiento universitario de la University College Cork.

Recomendamos

No hay resultados que se ajusten a tus criterios de búsqueda

¿Necesitas un vuelo o un ferry?

Por mar o por aire, encuentra aquí la mejor ruta

Encontrar vuelos
Encontrar ferry

Ofertas

Vaya, no conocemos ese correo electrónico. ¿Quieres verificarlo y volver a probar?