Lisburn: cinco cosas que hacer

Las atracciones de Lisburn son alegres, artísticas y deliciosamente gastronómicas, así que tendrás donde elegir si pasas un fin de semana en la ciudad.

1. Déjate envolver por la historia del lino

Observa la habilidad y destreza de los últimos dos tejedores de lino a mano en el Centro irlandés del lino y Museo de Lisburn, el edificio más antiguo de la ciudad. Ubicado en el antiguo mercado de la ciudad, aún mantiene sus arcos originales de arenisca roja del siglo XVII. La exposición Del lino al tejido da vida a esta historia, demostrando cómo se crea el tejido del lino. Aquí, ver tejer el lino es el verdadero espectáculo. La belleza y singularidad del tejido se vuelve algo simplemente natural. Estarás a punto de caramelo para la tienda de regalos y sus maravillosos ejemplares de damasco de lino.

2. Saborea la ciudad

Los martes por la mañana, dirígete al mercado al aire libre de Lisburn. Se forman colas en el puesto de Deighan, que vende fruta y verdura como los tomates Ailsa Craig y las patatas Maris Piper. Gerard McNabb de la pescadería Silverfin muestra la captura del día, que aún se mueve, pescada desde los puertos de Ardglass, Kilkeel y Portavogie.

"A los visitantes les encanta el ambiente del mercado", dice Gerard, "hay muchos que nunca han visto tal variedad de pescado". Lo más popular son los mejillones y ostras de la bahía de Dundrum y, en verano, arenque y caballa fresca.

El supermercado Greene's empezó siendo una carnicería, pero ahora tiene todo lo que necesitas para un picnic perfecto. Las opciones son infinitas: ruibarbo de campo y mermelada de jengibre, miel de Irlanda del Norte, cremoso yogur de Clandeboye, el galardonado queso fresco o queso Boilie irlandés de cabra (todo un éxito en Asia).

¿Crees que este artículo le puede gustar a un amigo? Haz clic en para guardar y compartir

3. Vive la vida del parque

El lugar perfecto para tu picnic es Castle Gardens. Este parque público fue un regalo de Sir John Murray Scott, heredero de Lady Wallace, a principios del siglo XX. Fue el lugar donde se erigió el castillo de Lisburn, una casa señorial fortificada del siglo XVII construida por los Conway, los terratenientes de Lisburn. Desde entonces, el parque ha sido restaurado junto a sus terrazas ajardinadas de la década de 1650. Excavaciones arqueológicas han descubierto artefactos históricos como las paredes de una terraza del siglo XVII y una escalera exterior de piedra. No te pierdas el refugio antiaéreo original de la Segunda Guerra Mundial, al que se le ha dado una nueva vida como centro educativo.

4. Disfruta de una noche cultural

Cultura local, drama, danza, música y comedia se encuentran todos en el galardonado Island Arts Centre a orillas del río Lagan. Es uno de los centros de arte más importantes de la isla y el faro de la vibrante escena de teatro, música y danza de la ciudad. Hay fiestas de arte y representaciones para niños, exposiciones, festivales y las mejores producciones musicales y teatrales.

5. Arte a orillas del río

Sigue la ruta del arte y la escultura Xplorart, que destaca la obra de artistas locales e internacionales a lo largo del río. La escultura circular señala la entrada al carril para bicicletas, que forma parte de una red nacional. En las mañanas de primavera y verano, los artistas muestran su obra en las barandillas adornadas de Castle Gardens, como parte del mercado de arte semanal Art on the Rails. Date un paseo en bici hasta Wallace Park, llamado así en honor a Sir Richard Wallace, que dejó un importante patrimonio a la ciudad, incluido el regalo de cinco fuentes. Hoy en día solo quedan dos: una en Market Square y otra en Castle Gardens. Investiga en la ribera y podrías llegar a ver pasar el azul eléctrico de los martines pescadores.

Ideas para tus vacaciones, noticias, ofertas… regístrate para recibir nuestra revista digital y te mantendremos en contacto con Irlanda.

No hay resultados que se ajusten a tus criterios de búsqueda

¿Necesitas un vuelo o un ferry?

Por mar o por aire, encuentra aquí la mejor ruta

Encontrar vuelos
Encontrar ferry