La gente de Irlanda

Los paisajes de Irlanda te dejarán con la boca abierta, pero inicia una conversación con las gentes locales, ¡que seguramente durará horas! y tu mandíbula se recuperará enseguida. ¿Te apetece venir a conocerlos?

Saoirse Ronan

Cada irlandés tiene personalidad propia, ¡así que tenemos seis millones de variaciones de personalidad! que es el número de habitantes en esta hermosa y tranquila isla. Cada uno de ellos aporta su estilo propio para hacerla más interesante. 

Ya decía Freud que los irlandeses son la única raza para quienes el psicoanálisis no funciona. En otras palabras, no esperes respuestas, diviértete haciendo preguntas.  Sin embargo hay ciertas características que todos compartimos. La pasión, la capacidad poética, la facilidad de palabra, y las ganas de divertirse  que aquí llamamos craic. La esencia de nuestras gentes que es común a todos. 

Sí, somos apasionados. Nos apasiona la política, los deportes, y analizar en profundidad nuestro lugar en el mundo. Nos gusta sumergirnos en la lectura de un buen libro, y por supuesto nos gustan los escritores de la gran literatura. Y sí, es cierto que nos encanta hablar, y que necesitamos divertirnos tanto como respirar. 

Pero la esencia de lo que significa ser irlandés es mucho más.

El hogar es el lugar donde reside tu corazón

A los irlandeses nos encanta viajar, descubrir el resto del mundo. Nuestra diáspora de las gentes que tuvieron que dejar la isla por necesidad, o por elección propia, alcanza los 70 millones de personas. Pero también nos gusta volver a casa, a nuestras ciudades y pueblos, a nuestro hogar. 

Disfrutamos pasando tiempo con nuestras familias, sentados alrededor de la mesa enredados en una buena conversación, y hablamos con todo el que tenga tiempo de escucharnos. Y nos vuelven locos algunas de las cosas que nos hacen diferentes: la limonada roja, el pan de patata, las patatas fritas marca Tayto; algunas palabras como “wee” (pequeño) y “grand” (bueno). Nos gusta que los pantalones cortos de la Asociación de Deportes Gaélicos sean bien cortos; ¡o que el Titanic zarpara intacto del puerto de Belfast!  

Chispas creativas

A lo largo de la historia ha quedado patente el lado creativo de la personalidad irlandesa, en ejemplos como El Libro de Kells, y el pintor expresionista Jack B Yeats (hermano del poeta WB Yeats); en antiguas leyendas como la de An Táin y los Niños de Lir, en escritores como James Joyce, CS Lewis y Seamus Heany. Y cómo no, en actores como Maureen O’Hara, Liam Neeson y Saoirse Ronan. 

Imposible negarlo, el arte siempre ha corrido por nuestras venas.

Éxito y humildad

En Irlanda es posible celebrar un Oscar o un Premio Nobel con calurosos aplausos por toda la isla, y al día siguiente, olvidar el galardón en una estantería como si no hubiera ocurrido.

Pero la belleza de esta chispa creativa no pertenece solamente a los grandes como Bono, Enya y Snow Patrol. Tenemos ferias artesanales y artesanos en infinidad de pueblecitos pequeños, que traen un soplo de aire nuevo a viejos molinos y ganaderías repartidas por toda la campiña a lo largo y ancho del país. 

Cineastas como Jim Sheridan y Kenneth Branagh disfrutan de reconocimiento internacional, pero hay un sinfín de directores, guionistas y animadores de gran talento pisándoles los talones. 

¿Y qué decir de la música? Eso sí que es algo que nunca nos falta, desde U2, Enya, Van Morrison o Snow Patrol, a sesiones de música tradicional en acogedores pubs rurales.

Sin perder la sonrisa 

Parece que el pasatiempo nacional, especialmente de los hombres irlandeses, es tomar el pelo. Bromear, enredar, burlarse… hay muchas maneras de describir este tipo de trato chistoso realizado con mucho gracejo y cariño. Advertimos de que quienes nos visitan no quedan inmunes a este talento nacional. 

Lo que ocurre es que generalmente no nos tomamos demasiado en serio, y si alguien cae en la tentación de tomarse en serio a sí mismo, pronto se resuelve con unas cuantas bromas de quienes le rodean. 

Podría decirse que lo que más nos gusta en reír. Disfrutamos de travesuras, diabluras… de una buena charla divertida en el pub, de ingeniosos cómicos como Patrick Kielty o Dara O’Briain. 

Y después de todos los avatares que la historia nos ha deparado, hemos sabido seguir adelante gracias a una buena dosis de humor. 

Sin duda la mejor medicina. Ven a tomártela con nosotros. 

¿Crees que eres un experto en la vida de los famosos e Irlanda? Prueba a hacer nuestro quiz para ver si puedes adivinar en qué condado irlandés crecieron estos 6 famosos.

Guardar esta página en un libro de recortes:

Añadir

Guarda esta página en tu libro de recortes:

Añadir Añadir

Tienes libros de recortes creados. Haz clic abajo para ver todas tus páginas guardadas.

Ver los libros de recortes

Crear un nuevo libro de recortes:


Cancelar Crear

Esta página se ha guardado en tu libro de recortes

Ver