El Anillo de las Skellig, reconocido por Lonely Planet como una de las mejores regiones a visitar en 2017

Play

En la punta suroeste de la ruta costera del Atlántico se encuentra la ruta en carretera conocida como el Anillo de las Skellig. Aquí se juntan carreteras de costa, un lugar declarado patrimonio mundial de la UNESCO y exilios galácticos, en un lugar proclamado por Lonely Planet como una de las mejores regiones a visitar en 2017. Por esto es tan especial…

El Anillo de las Skellig es una emocionante ruta de costa en carretera y una extensión del famoso Anillo de Kerry en la magnífica ruta costera del Atlántico de Irlanda. La ruta no podría ser más bonita, serpenteando por una península inmaculada con preciosos pueblos e impresionantes panoramas de montañas e islas de fondo.

Ahí aparecen en escena las Skellig. Emergiendo del Atlántico a 12 km de la costa, las dos remotas islas llevan siglos venerándose.

Los primeros en colonizar el pedazo de roca que es Skellig Michael fue un grupo de monjes en busca de soledad en el siglo VI. Estos audaces ermitaños esculpieron los aproximadamente 600 escalones que suben desde el mar hasta las cabañas de piedra con forma de colmena en la cima de la isla. Este lugar es tan increíble que ahora se ha convertido en patrimonio mundial de la UNESCO.

No hay nada como desembarcar en Skellig Michael y subir los escalones de piedra hasta las intrigantes cámaras dejadas por los monjes.

Lonely Planet

Pero con el aislamiento llegó el peligro. Los anales cuentan que la isla fue atacada por invasores vikingos que robaron a los monjes y saquearon sus tesoros, aunque finalmente fue el implacable clima lo que provocó que se marcharan de la isla.

Pescadores, turistas y peregrinos llevan ya muchos años realizando este mismo viaje, pero algunos han sido más 'intergalácticos' que otros.

Cuando aparece en pantalla Skellig Michael en los momentos finales de Star Wars: El Despertar de la Fuerza, sabes que estás viviendo uno de esos momentos icónicos de la saga, a la altura del ataque a la Estrella de la Muerte, la carrera de vainas o la revelación freudiana de Darth Vader. Tanto el reparto como el equipo de rodaje y el público tuvieron que salir de su asombro al saber que la isla que tenían ante ellos no era el resultado de efectos digitales, sino un lugar real en la ruta costera del Atlántico en Irlanda.

Con un entorno como este, no es de extrañar que Skellig Michael se haya convertido en una localización de rodaje de Star Wars.

Lonely Planet

Los amantes de Star Wars reconocieron rápidamente la naturaleza espectacular de Skellig Michael, a la que se accede a través de operadores autorizados de embarcaciones, que parten de las casas color arco iris de Portmagee, cerca de las históricas ruinas de Ballinskelligs y la isla de Valentia. Si quieres seguir los pasos de Luke y Rey, recomendamos que reserves con antelación, ya que hay un número restringido de visitantes al día…¡y el tiempo también es cambiante!

Pero las Skellig tienen mucho más que evocadoras ruinas y caballeros Jedi. Little Skellig, la hermana menor de Skellig Michael, es el hogar de una colonia de 50.000 alcatraces, por no hablar de los frailecillos, alcas y charranes. Mientras, las aguas acogen a ballenas y delfines a lo largo del año.

Las Skellig también son uno de los mejores destinos de Irlanda para el submarinismo, con aguas cristalinas ricas en anémonas, focas y alcatraces que se zambullen en el agua.

Lonely Planet

De vuelta a la carretera en el Anillo de las Skellig, es hora de descubrir las maravillas de esta ruta. Skelligs Chocolate presume del tipo de delicias artesanales que no podrían alejarse más de la austera dieta de los primeros residentes monásticos…pero puedes quemar las calorías paseando por la preciosa playa de la bahía de San Finian, con su forma de media luna y vistas panorámicas.

El Skellig Experience de la isla de Valentia te acerca a la historia de la isla, así como a su flora y fauna; mientras que en Ballinskelligs puedes poner a prueba tus habilidades lingüísticas en este histórico pueblo Gaeltacht (de habla gaélica). Sin olvidarnos de Portmagee, donde se alojó el reparto y el equipo de rodaje de Star Wars. La gente aún recuerda cómo Mark Hamill iba detrás de la barra del gastropub The Moorings para servirse su propia pinta de Guinness…

El Anillo de las Skellig es quizá el tramo de costa más carismáticamente salvaje y esmeralda de Irlanda.

Lonely Planet

Lonely Planet describe la ruta en carretera del Anillo de las Skellig como “imprescindible”, así que quizá sea hora de probar a recorrer tú mismo esta maravillosa ruta.

Sigue leyendo…