Irlanda para familias y niños

Cuando se trata de cuidar de niños de todas las edades, Irlanda es un gran patio de recreo

En Irlanda hay poco estrés y mucha energía, y la gente es muy amigable con los niños. Pregúntale a Miranda Krestovnikoff, que escribió un artículo en el periódico británico The Guardian acerca de su aventura gastronómica en Irlanda con los niños: "Mis hijos tienen un paladar bastante fino para tener menos de cinco años. Han comido falafel y calamares en el mercado Dahab de Egipto... Pero en ningún lugar hemos recibido la cálida bienvenida familiar y la educación práctica en gastronomía que obtuvimos en Irlanda".

El blog IrelandWithKids , de la escritora de viajes Jody Halsted, está lleno de recomendaciones: "Irlanda tiene tanto que ofrecer a las familias. Desde castillos de cuentos de hadas a magníficos jardines, de espacios abiertos al bullicio de ciudades cosmopolitas, paisajes naturales para quitar el aliento y estructuras megalíticas creadas por el ser humano, Irlanda te da la bienvenida con los brazos abiertos para que explores sus sitios de la antigüedad, atravieses sus verdes prados y descubras sus tesoros".

¡Parece ser que los expertos en viajar con niños dan el visto bueno a Irlanda!

Salir con los pequeños

Aunque algunos restaurantes y cafés tienen menús infantiles, siempre es buena idea comprobarlo en Internet antes de realizar la reserva, o llama un momento por teléfono si tienes alguna duda. Incluso aunque no ofrezcan un menú específicamente infantil, la mayoría de los lugares sirven medias porciones como alternativa. La Federación irlandesa de hoteles muestra unos cuantos menús infantiles típicos para que te hagas una idea de qué puedes esperar de cualquiera de sus miembros.

Existen muchas zonas para el cambio de pañales, especialmente en las principales atracciones y en cualquier lugar que tenga aseos públicos. Los establecimientos suelen estar encantados de acoger a madres lactantes y ayudarán felizmente a que te sientas más cómoda si necesitas cualquier tipo de ayuda.

Usar el tren y autobús con niños

En la República de Irlanda

En Dublin Bus se admite a un niño menor de tres años por cada pasajero con billete pagado, siempre y cuando el niño no ocupe la plaza de otro pasajero con billete. Para niños menores de 16 años, se aplica la tarifa infantil o escolar, pero es buena idea llevar encima algún documento que demuestre la edad de adolescentes. Dublin Bus también ofrece billetes familiares y, si viajas fuera de Dublín en autobús, mira en Bus Eireann y comprueba sus tarifas infantiles y familiares.

En Irish Rail, los niños entre 5 y 16 años pagan la mitad de la tarifa adulta que corresponda. Los niños menores de cinco años viajan de forma gratuita cuando van acompañados de un pasajero con billete y si no ocupan el asiento de otro pasajero con billete de pago. También existen billetes de tren familiares, con opciones de ida y vuelta en el día o vuelta abierta, disponibles para uno u dos adultos y hasta cuatro niños menores de 16 años.

En Irlanda de Norte

Todos los servicios de Translink (Translink incluye el ferrocarril norirlandés y los servicios de autobús de Irlanda del Norte) ofrecen tarifas infantiles y billetes familiares que cubren viajes en los servicios de Ulsterbus, Metro y NI Railways. Translink también dispone de un billete para Familia y Amigos, que ofrece viajes ilimitados durante un día en los servicios de autobús y tren de Irlanda del Norte, para dos adultos y hasta cuatro niños.

Sitios web útiles para actividades familiares en Irlanda

Tanto Fundays como Family Fun son recursos excelentes para actividades infantiles en la isla de Irlanda. Day Out With The Kids tiene muchas ideas para cosas que hacer con los niños específicamente en Irlanda del Norte, mientras que Outdoor NI tiene cantidad de actividades al aire libre.

El clima

Las temperaturas máximas durante el verano alcanzan aproximadamente 25 grados en Irlanda y el invierno suele ser suave, por lo que se puede pasar bastante tiempo al aire libre. Sin embargo, el tiempo es cambiante, así que trae suéteres calentitos, botas de agua para saltar en los charcos y ropa impermeable.

Comprueba qué tiempo hará justo antes de salir de viaje, así podrás planificar tus viajes y actividades en plena naturaleza.