La tierra del caballo

Play
The Irish National Stud & Gardens, County Kildare

Leyendas de las carreras, sementales estelares y futuros campeones: los Establos Nacionales irlandeses son la perfecta atracción de primavera

Irlanda en primavera es sinónimo flores que brotan en exuberantes paisajes verdes. Y mientras la Madre Naturaleza cumple su cometido, los empleados de los Jardines y Establos Nacionales irlandeses de Tully, en el condado de Kildare, están ocupados continuando con la tradición de excelencia ecuestre y dando la bienvenida al mundo hasta a 250 potros.

Un coronel astrólogo

Todo empezó hace más de un siglo cuando el coronel William Hall Walker fundó su granja de cría caballar en el condado de Kildare. El excéntrico coronel tenía un método único para descubrir campeones. Gracias a su amor por la astrología, estudiaba las estrellas para evaluar el potencial de un nuevo potro como caballo de carreras. Si no le gustaba lo que veía, vendía de inmediato el potro, sin importar su linaje. Pese a sus extraños métodos, se convirtió en uno de los criadores de más éxito de la época y su extravagante huella se puede apreciar en cualquier lugar de los establos (incluyendo claraboyas en las cuadras para que los caballos puedan contemplar las estrellas).

Si deseas ver los Estables Nacionales en su máximo esplendor, ven en primavera (de febrero a marzo) y llegarás en plena temporada de nacimiento de las crías. Puedes sentir la emoción en el aire cuando el ala de maternidad rebosa de actividad y el personal se prepara para afrontar múltiples nacimientos cada día. ¿El resultado final? Potreros llenos de potros recién nacidos corriendo tras sus madres, ¡una imagen que llenaría de orgullo al coronel!

Desde caballos hasta horticultura

No satisfecho con mantener su pacto con las estrellas en los establos, el coronel también dio rienda suelta a su amor por la horticultura en los magníficos Jardines japoneses adyacentes. Conocidos como los mejores de su clase en Europa, estos jardines son un paraíso natural que repasa “la vida del hombre”, desde el nacimiento hasta el más allá.

Diseñados por el coronel y creados gracias a la pericia del maestro horticultor japonés, Tassa Eida, los jardines incluyen plantas, faroles de piedra y elegantes pinos escoceses, además de cerezos, senderos a modo de túneles y un antiguo abeto que simboliza el conocimiento. Las flores de intensos colores cobran vida en primavera mientras, en los establos, los caballos dan la bienvenida a sus crías recién nacidas.

Así que no esperes al verano y ven esta estación al Ancestral Este de Irlanda para disfrutar de la gran cantidad de recién llegados.

Explora más

No hay resultados que se ajusten a tus criterios de búsqueda

¿Necesitas un vuelo o un ferry?

Por mar o por aire, encuentra aquí la mejor ruta

Encontrar vuelos
Encontrar ferry

Ofertas

Vaya, no conocemos ese correo electrónico. ¿Quieres verificarlo y volver a probar?