La mini Casa Blanca

Áras an Uachtaráin ofrecido por <a href="http://www.president.ie/" >president.ie</a>
Áras an Uachtaráin ofrecido por president.ie

¿Podría uno de los edificios más reconocibles del mundo tener un doble? Pues sí. Además, se trata de una historia fascinante.

Uno de los motivos por los que tanto nos gustan los edificios únicos es que son precisamente eso: únicos. Piénsalo. No encontrarás dos monasterios colgando precariamente de una isla del Atlántico. Y hay pocas probabilidades de que encuentres más de un pub alumbrado a gas con paneles artesonados italianos y botones de servicio en las mesas.

Hasta ahora, también puede que creyeras que la Casa Blanca, la silenciosa estrella de la película The Butler (Lee Daniels), era un edificio único en el mundo. Pues bien, te sorprenderá saber que tiene una hermanita pequeña.

Y si no nos crees, pregúntale al Presidente de Irlanda. Es su casa.

Un doble en Dublín

Bienvenidos a la ciudad de Dublín. Bienvenidos a uno de los parques urbanos más grandes de Europa, el Parque Fénix, y bienvenidos a la miniatura de la Casa Blanca: Áras an Uachtaráin (Casa del Presidente).

Gracias a películas como The Butler (Lee Daniels) con Oprah Winfrey, Independence Day con Will Smith y una infinidad de boletines informativos, la Casa Blanca es un edificio que se reconoce al instante. Y aunque el hogar del Presidente de Irlanda no es una copia exacta (muchos dicen que el modelo para la Casa Blanca fue Leinster House, también en Dublín) desde luego que sí se le parece mucho. Ese pórtico angular de tres puntas, esas columnas griegas y las paredes de blanco reluciente... ¿Ya ves el parecido?

La historia de una casa

Pero no te pierdas su historia: aunque el Áras, tal y como lo conocen los habitantes locales, tiene más de 260 años, sólo lleva desde 1938 siendo la residencia de los presidentes de Irlanda. El autor, historiador y fundador del proyecto Wistorical en Facebook, Turtle Bunbury, nos cuenta quién y qué lo precedieron.

"El Áras fue construido por el banquero y arquitecto Nathaniel "Nat" Clements. En abril de 1751, Nat fue nombrado Chief Ranger and Master of Game [jefe guardabosques y maestro de caza] del Parque Fénix, lo cual le hacía responsable del santuario de ciervos que creó casi un siglo antes el Gran Duque de Ormonde".

Fue con ese título con el que Clements construyó lo que se conocía entonces como el "Ranger's Lodge", la casa del guarda. La casa, como nos cuenta Turtle, "se convirtió en la residencia del virrey británico y ahora es Áras an Uachtaráin, la residencia del Presidente de Irlanda".

Nathaniel 'Nat' Clements cortesía de Charlie y Sally Clements, Killadoon House

Hágase la luz

Desde que se construyó, Áras ha recorrido un camino bastante largo. En 1852 se conectó una línea de gas al edificio, pero las bombillas no desplazaron a las velas hasta 56 años después, cuando llegó la electricidad a sus grandes salones. Las visitas de la reina Victoria en 1856 y del rey Jorge en 1911 también hicieron que los constructores y arquitectos de Dublín se pusieran manos a la obra, ampliando el edificio con un ala este y otra ala oeste.

El privilegio del Presidente

Pero el Áras no es lo único que se encuentra en la enorme extensión del Parque Fénix. Miles de personas, incluida Beyoncé, han montado en bici por su superficie de más de 700 hectáreas, gracias a Phoenix Park Bike Hire, el alquiler de bicicletas de Paul McQuaid ("He tenido a muchos visitantes que vuelven de montar en bici y me preguntan por qué tenemos una mini Casa Blanca en el parque," se ríe Paul).

Los jardines amurallados también son un hervidero constante de gente cavando, plantando y haciendo crecer plantas, que alcanza su punto álgido durante el Bloom Festival que se celebra cada mes de junio. Pero pregúntale a cualquier niño de Dublín por qué es famoso el Parque Fénix y no tardará en responderte: El zoo.

La mini Casa Blanca con un zoo. Tiene su gracia, ¿no?